sábado, 7 de septiembre de 2013

Reseña: Flores en el ático - V.C. Andrews


Título: Flores en el ático
Título original: Flowers in the attic
Autor/a: V.C. Andrews
Editorial: DeBolsillo
Pág. aprox.: 480
Precio aprox.: 8.61
Saga Dollanganger
Flores en el ático
Pétalos al viento
Si hubiera espinas
Semillas del ayer
Jardín sombrío
Sinopsis
Desde su publicación original Flores en el ático se convirtió en un fulminante best seller y fue adaptada al cine con gran éxito. Primera entrega de una serie sobrecogedora, esta novela narra la terrible experiencia vivida por cuatro niños que, víctimas inocentes de unas pasiones prohibidas, crecen en un lúgubre encierro, aislados del mundo por una madre cruel... La apasionante saga de la familia Dollanganger incluye también los títulos Pétalos al viento, Si hubiera espinas, Semillas del ayer y Jardín sombrío.

Opinión
Tras la muerte de su padre en un accidente automovilístico los hermanos Dollanganger se ven obligados a ir a vivir a casa de su abuela, cuya existencia no conocían, debido a que su madre, Corrine, no puede afrontar el cuidado de los cuatro niños. Sin embargo, lo que no saben Chris, Cathy y los gemelos Carrie y Cory es que deben permanecer encerrados en  un ático en Foxworth Hall hasta que Corrine se gane el afecto de su padre, Malcom Foxworth, quien la desheredó después de los actos que cometió. Los Muñecos de Dresde, apodados así por un compañero de su padre, pondrán sus esperanzas en su madre, quien les promete que tan pronto se muera el patriarca Foxworth y herede su fortuna se irán de allí y tendrán todo lo que quieran. No obstante, el tiempo pasa, su madre cada vez les hace menos visitas en ese horrible ático, convertido en la cárcel particular de los niños, Chris y Cathy empezarán a desempeñar el papel de padre y madre de los gemelos y sentimientos que no deben existir entre dos hermanos surgen entre ellos y todo bajo la atenta mirada de su abuela, quien no dudará en castigarlos y en recordarles que Dios lo ve todo, incluido las acciones pecaminosas.

El amor no llega cuando uno quiere. A veces surge de pronto, contra la voluntad de uno. 


Esta saga está al completo en mi wishlist, cuando la conocí supe que tenía que leerla, toda esa historia de traición, venganza, inocencia perdida e incesto entre hermanos me llamaba a gritos y en cuanto he podido me he puesto con ella. Además, Flores en el ático ha sido mi primera lectura en mi Kindle y tengo que decir que ha sido muy satisfactorio leer en el e-reader, pero aun así no descarto comprar la saga en físico.
Es imposible vivir sin dinero.
No es el amor lo que hace girar al mundo, sino el dinero.

Flores en el ático es una historia que no está hecha para todos porque hay mucha crudeza entre sus páginas. Los hermanos Dollanganger pierden a su padre en un accidente de tráfico y su madre decide pedirle ayuda a los abuelos de los niños. Y a partir de ese momento la vida de los niños cambiará drásticamente al ser encerrados en un ático que les verá crecer y madurar tanto física como emocionalmente. Flores en el ático es una historia apasionante y que he disfrutado de principio a fin. Una novela capaz de atraparte y no soltarte hasta saber qué es lo que les depara a los Dollanganger. Los personajes están magníficamente caracterizados y a lo largo de las páginas somos testigos de cómo van madurando los hermanos, de ser unos niños inocentes a tener que valerse por sí mismos, sabiendo que las únicas personas en las que pueden confiar son ellos mismos. 

Antes Chris solía ser una persona irritante, a quien no podía contentar. 
Un hermano mayor... Pero allí arriba cambiamos, él y yo,
tanto como nosotros mismos cambiamos el mundillo del ático.  

Christopher Dollanganger es el mayor de los cuatro hermanos. Siempre ha sido el favorito de su madre y es el vivo retrato de su padre, rubio y con los ojos azules, rasgo característico de los Muñecos de Dresde. Es un chico muy optimista e inteligente. Chris es un personaje que madura y cambia a lo largo de toda la novela y sobre todo, la actitud respecto a su hermana Cathy, de un amor fraterno vemos cómo el joven empieza a albergar deseos sexuales hacia ella. Catherine Dollanganger es la narradora de la novela, quien nos cuenta en primera persona todo lo que ocurre durante su estancia en el ático. Cathy desea ser bailarina, es una chica dulce, pero que desde el comienzo vemos que muestra un carácter algo calculador y frío. Además, ella es la primera en desconfiar de Corrine, mientras que Chris la defiende hasta que le es imposible negar la realidad. Cathy ejercerá de madre para los gemelos y a medida que transcurren los años de su cautiverio desarrolla hacia Chris un sentimiento que no sabe cómo manejar, la hace sentirse confusa y es consciente de que no está bien.

Corrine, la madre, y Olivia, la abuela, quien en cierta manera se ocupa de ellos llevándoles la comida, son una parte fundamental de la trama, así como dos personajes que acabas odiando por su frialdad a cual de las dos más desconcertante. La abuela no deja de recordarles a los niños que Dios lo ve todo y le pone unas horribles normas restrictivas que deben cumplir, porque si no lo hacen serán castigados. Constantemente les recuerda a los hermanos que no pueden demostrar sentimientos de carácter sexual hacia el sexo opuesto y menos aún entre ellos, cosa que les traerá las peores consecuencias que podrían haber imaginado. Cabe destacar que si la abuela no los hubiese encerrado en el ático, Chris y Cathy no habrían sentido deseos hacia el otro y no habrían sucumbido a la relación incestuosa, que si bien no es tan patente, sí que llegamos a observar cómo Chris se siente atraído por su hermana y cómo ella, en algunos momentos, quiere ser la mujer que le aporte todo a su hermano. No obstante, tengo que decir que no es una relación que sientas que está mal, al contrario, la autora crea un ambiente y unas situaciones que hacen que el amor de Chris y Cathy lo comprendamos al ver cómo surgen tales deseos y sentimientos.

Flores en el ático merece ser leída con la mente abierta para poder disfrutar de una maravillosa historia que no deja indiferente. V.C. Andrews muestra en esta obra el lado más oscuro del ser humano, desde la venganza, el odio, la traición, la crueldad y el abandono hasta el abuso, pero también nos muestra cómo en una situación como esta puede nacer el amor romántico y afianzarse el fraternal, cómo a pesar de todo se puede salir adelante, sin importar las adversidades. Así que os invito a que conozcáis a los Dollanganger y su historia, pero ante todo os pido que no los juzguéis, porque es imposible no sentirse conmovida por estos hermanos y su historia.

Autor/a
Virginia Cleo Andrews fue una escritora estadounidense nacida en Portsmouth, Virginia, el 6 de junio de 1923 y fallecida el 19 de diciembre de 1986. Cuando era una adolescente sufrió una caída que le produjo lesiones que la obligaron a permanecer el resto de su vida en una silla de ruedas. Trabajó como artista comercial mientras publicaba varias novelas cortas y relatos en diferentes revistas hasta que su obra Flores en el ático consiguió el número 1 de las listas y se convirtió en una escritora de éxito. Murió a la edad de 63 años de cáncer de mama.

Gracias por leer...

1 comentario:

  1. Me gusta mucho esta saga es muy buena sin embargo difiero contigo respecto al romance entre ellos ya que en mi opinión del modo que lo veas y el ambiente que comentas yo no estoy de acuerdo con esa relación entre ellos.

    ResponderEliminar

Puedes dejar tus comentarios acerca de lo que te ha parecido la entrada, pero el único requisito para hacerlo es que sea siempre con respeto. Los comentarios serán bien recibidos siempre y cuando no contengan spam ni insultos...